A sólo media hora de viaje de Mar del Plata, la primera impresión que se tiene al llegar a La Caleta es la de respirar el aire puro mezclado con las fragancias del mar y de los bosques de pinos y eucaliptos que circundan la zona. El entorno es agradable y tranquilo, invitando al visitante a recorrer los senderos a orillas del arroyo, observar sus arboledas o disfrutar de sus pacíficas playas. La Caleta Parque Atlántico constituye no sólo una seductora opción para encontrar una vida apacible y segura en contacto con la naturaleza, sino también -por su categoría e infraestructura- una verdadera oportunidad de valorización a corto plazo. La Caleta te espera. A sólo media hora de viaje de Mar del Plata, la primera impresión que se tiene al llegar a La Caleta es la de respirar el aire puro mezclado con las fragancias del mar y de los bosques de pinos y eucaliptos que circundan la zona. El entorno es agradable y tranquilo, invitando al visitante a recorrer los senderos a orillas del arroyo, observar sus arboledas o disfrutar de sus pacíficas playas. La Caleta Parque Atlántico constituye no sólo una seductora opción para encontrar una vida apacible y segura en contacto con la naturaleza, sino también -por su categoría e infraestructura- una verdadera oportunidad de valorización a corto plazo. La Caleta te espera.